Cine Reflexión

5 razones para comprar ¡Madre! de Darren Aronofsky

¡Madre! la última película de Darren Aronofsky pasó de tener un nombre en singular a tener un nombre en plural, cuando centenas de mexicanos salieron de las salas de cine diciendo: “No entendí ni ¡Madres!”.

El fenómeno anterior causa extrañeza porque de acuerdo con el Anuario Estadístico de la Iglesia, publicado por el Vaticano este 2017, en México viven 110.9 millones de fieles católicos, lo que lo convierte en el segundo país con más católicos en el mundo, sólo detrás de Brasil, y es que esta película tiene bases religiosas muy fuertes que le dan sentido a su argumento, por lo que el mexicano promedio no debió haber tenido problemas para entenderla.

Pero no discutamos más acerca de la verdadera fidelidad del católico mexicano, porque uno puede salir más raspado que bien librado tratando de hacer malabares con estos asuntos, mejor dejemos que el señor Aronofsky lo haga por nosotros.

Estas son las 5 razones para que compres ¡Madre! y “disfrutes” de una de las mejores cintas del año.

Razón #1. Te hará pensar mucho más que las películas de Rápido y Furioso. Si eso de echar a andar la rata cerebral no es lo tuyo, mejor ahí la dejamos. Pero si te animas a verla te aseguro que al terminar vas a pasar mucho tiempo hablando sobre este filme, tratando de entender los detalles, de encontrar sentido a los personajes, a las escenas, a los objetos, a los diálogos. Es como un crucigrama a 24 cuadros por segundo.

Razón #2. Como ya leíste, esta película está estrechamente relacionada con el pensamiento judeo-cristiano. De hecho es una crítica a la idea de la creación, casi te diré que es una critica a toda la obra de Dios.

Razón #3. También es una dura crítica al terrible comportamiento de nosotros los humanos contra nuestro planeta, una crítica para nuestra necedad, egoísmo y estupidez. Te hará reflexionar sobre tu conducta y seguro te identificarás o recordarás situaciones similares en la vida real.

Razón #4. Te ayudará a recordar tus clases de catecismo y si no has hecho tu primera comunión, después de ver la película y sobretodo entenderla, podrás ir a comulgar sin problemas, o lo contrario, ya no vas a querer hacer tu primera comunión.

Razón #5. Jennifer Lawrence… y ya.

Ahora tienes 5 buenas razones para comprar esta película, o tal vez 4 si miss Lawrence no te gusta, pero Javier Bardem también se ve bastante bien, así que no tienes pretexto, los únicos buen pretextos serían que no te guste mucho pensar mientras ves la tele o que carezcas de cualquier indicio de morbo sano y feliz.

Si te animas espero que regreses a este posteo para decirme lo emocionada o emocionado que estás por haber resuelto el acertijo de ¡Madre! y, que Javier Bardem te acompañe (ya entenderás).

Acerca del autor

Gustavo Jaén