Tenía mucha curiosidad sobre el vino azul, por lo que me di a la tarea de probar al menos 3 de ellos y vivir la experiencia desde la compra hasta la copa. Fue interesante; así describiría la experiencia que hoy te quiero contar.

Soy una amante del vino a causa de la curiosidad, y es ésta curiosidad la que me llevó al extraño vino azul. Pero, primero lo primero, ¿cómo se produce un vino azul?, ¿qué es lo que le da el color que lo ha puesto de moda?

¿Por qué el vino azul, es azul?

Así como con los vinos tintos o rosados, la cáscara de la uva es la encargada de dar la coloración a los vinos como los conocemos, todo está en la uva, que al igual que otros frutos y flores de la naturaleza contienen antocianos y taninos. De hecho, la palabra antiociano en su etimología griega contiene la palabra azul, solo que en el resto de los vinos, sobre todo tintos, su pigmentación se lleva más allá, sobre todo el proceso de maceración.

Aunque los antocianos se encuentran en la pulpa y en la piel de las uvas, los taninos también habitan la piel de las uvas y también son los responsables de la coloración del vino, sobre todo en los tintos, ¿has notado que los vinos tintos suelen ser un poco más astringentes que los blancos o rosados?, bueno, pues esto es a causa de los taninos.

Para no desviarnos tanto del tema y como conclusión: el color azul del vino es natural, en ninguno hay colorantes artificiales añadidos ni mucho menos, la coloración es otorgada por la uva y su proceso natural durante la producción del vino. Es tan natural como cuando hice una sopa de verduras y entre las verduras incluí una col morada que se decoloró y dejó un caldo azul, pero natural y con el mismo sabor a un caldo de verduras tradicional #TrueStory.

Ahora, cuando compres un vino azul verás que dice: “Contiene Anticianina”, no te confundas ni te espantes, la anticianina es el antociano, que ahora ya sabes qué es.

Los mejores vinos azules

Ya había leído algo sobre estos vinos, pero la curiosidad me entró por completo cuando encontré uno en un supermercado (Soriana), nunca pensé que al ir por el super de cada semana, saldría con un vino de este color, pero así fue como traje a casa el vino Gik.

  • Vino azul Gik

 

Honestamente, no me gustó. ¡Ojo! Todos los paladares son distintos, y puede ser que el mío de plano no sea para el azul. Tiene un aroma rico, pero es demasiado dulce, si te gustan los vinos dulces es perfecto para ti. Gik se autoproclama como el primer vino azul de España, y hondean la bandera de romper con lo establecido respecto al vino, ¡está perfecto!, yo hondeo la misma bandera, pero jamás volvería a comprar este vino para tomar una copa #SorryNotSorry.

Vino Azul - Gik

Se trata de una mezcla de distintas variedades de uva, tanto tintas como blancas, sin determinar cuáles, cosa que, debo confesar, me causó un poco de desconfianza.

Dado que no me quería quedar con una sola percepción, me di a la tarea de buscar otros vinos azules disponibles en México, porque cabe destacar un dato cultural: la mayoría se produce en España. Encontré que existe uno estadounidense que se llama Blanc de Bleu de California, pero me fue imposible comprarlo por algún e-commerce con cobertura en México, o tal vez no busqué lo suficiente.

Comprando vino azul por e-commerce. Comencé mi búsqueda en la nueva tienda de vinos de Amazon, y, ¿qué creen? ¡No encontré ninguno! Donde sí encontré fue en Mercado Libre, y ahí fue donde compré el vino azul de Marqués de Alcántara y Akita.

Para empezar, la compra y el envío fueron una buena experiencia, el de Marqués de Alcántara me costó $298, y el Akita $289, ambos en pesos mexicanos.

  • Vino Marqués de Alcántara

Hecho a base de uvas Chardonnay, mezcla de uvas tintas y bancas, ¡fue mi favorito de los 3!, tiene un sabor “más parecido al de un vino convencional”, incluso la coloración es más azul; y ellos, a diferencia de Gik, se autoproclaman como “el auténtico vino azul”. Se parece mucho más a un vino blanco, con destacados sabores a durazno o mango, por lo que percibirás notas frutales y frescas; se te va a olvidar por un momento que es un vino azul.

  • Vino Akita

Supongo que este vino es mucho más fácil de encontrar en México, porque he visto a un par de personas que lo han comprado y es importado por una empresa poblana, independientemente de eso, se trata también de un vino español y lo puedes adquirir fácilmente en Mercado Libre, como lo comenté al principio.

Su color, a diferencia del de Marqués de Alcántara, es un poco más turquesa, y el sabor es muy parecido al de Gik: súper frutal y dulce, por lo que tampoco fue mi favorito. En la etiqueta podrás ver que la composición del mismo es una mezcla entre caldo de uva Chardonnay y Antocionina, que ya sabemos qué es.

¿Con qué maridar un vino azul?

Dado que es altamente frutal, sería demasiado maridarlo con un postre dulce, sin embargo, el pescado, pastas con queso, quesos o frutas podrían ser una buena combinación. Incluso puedes tomarlo simplemente como un aperitivo. Recuerda que, no hay reglas para maridar, así que tómalos como se te antoja y encuentra tu maridaje perfecto.

Como conclusión, estos vinos no son para todos; hay muchos prejuicios por parte de expertos en la materia, incluso, no consideran que la palabra “vino” deba colocarse en las etiquetas de estas botellas. Sin importar si eres enólogo, experto en vino,  o solo eres curioso como yo, probablemente no te conviertas en un fan de esta alternativa, sin embargo, lo interesante e increíble de mundo del vino es experimentar y no quedarte con ganas de nada. Recuerda: el mejor vino, es el que te guste a ti.

Algunas otras marcas de vinos azules:

  • Blue de Blanc – Estados Unidos
  • Vindigo – España
  • Euforia Blue Frizzante – España

De nuevo y como siempre, ¡salud!

Calificación
Fecha
Reseña de
Vino Azul
Calificación del autor
51star1star1star1star1star

Posted by Myrla Treviño

Deja un comentario